Google Translate

English plantillas curriculums vitae French cartas de amistad German documentales Spain cartas de presentación Italian xo Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

martes, 7 de febrero de 2012

LA MUJER ROTA DE SIMONE DE BEAUVOIR





En este libro hay tres narraciones, independientes entre si. Sin embargo, comparten mas de una cosa: la protagonista de las tres historias es siempre una mujer y la atmósfera de las tres historias, el telón de fondo de cada pagina, es la desolación, la angustia, los cuestionamientos, los auto reproches, la sensación abrumadora de que la vida paso rápido y paso por al lado.

Tres narraciones escritas magistralmente, con delicadeza y a la vez con furia: "La Edad de la discreción", "El Monologo" y "La Mujer Rota".

Una mujer que un día descubre que ya no es la misma, que su marido no es el mismo, que su matrimonio ya no es el mismo. Que ya no hay nada por conocer, por descubrir, que ya no existe la posibilidad de asombrase con nada del otro. Descubre con desespero que ambos dejaron que la vida, que los días, que los momentos les pasaran por el lado y simplemente se acostumbraron a todo. Y ahí, con esa certeza que la mata, surge la angustia de saber que no hay nada por hacer ya, o mas bien, que ella no es capaz de hacer nada ya.

Una mujer que ha perdido a su hija de 17 años asesinada. Muchos años después caminando por Paris mantiene un agudo soliloquio haciéndose un autoanalisis. Odia todo y a todos, todo le da asco, nada le parece que valga la pena. Sin embargo, es recién en este soliloquio (que comparte con nosotros) cuando comienza a unir la muerte de su hija con su inconformidad con el mundo. Recién aquí comienza a darle espacio a la posibilidad de que "la inmundicia de la civilización" este unida a su desconsuelo de no poderse armar siendo mujer-madre, pero sin su hija. Sin embargo, acá no hay consuelo, no hay remedio. Es la historia de su vida, desde el día en que le quitaron a su hija hasta el día en que esta mujer muera.

Una mujer que ha perdido a su marido, luego de que este abandonara la casa junto a una mujer mas joven. Luego de años de vivir una cotidianidad aburrida, sin conversaciones, sin emociones, sin encuentros, el decide irse. Y entonces se encuentra ella, vacía en el mundo, su único interés en la vida había sido amar y su marido. ¿Que le quedaba entonces cuando ninguna de las dos cosas estaban?.

Os lo recomiendo a quien aún no lo haya leído, se lee de un tirón, me apasiona Simone de Beauvoir, su historia de vida, su transformación de niña bien burguesa a revolucionaria, de proyecto de vida con Sartre….Su ser mujer es determinante, ella inicia la apertura y la inclusión del ser mujer en un mundo cerrado a lo masculino.



Yo tengo la sospecha de que la soledad pura y dura no se articula así, en un monólogo. La soledad es como un cuarto oscuro donde no hay nadie para escuchar y donde no hay forma de articular lo que está pasando. El paso de relatar, de analizar, de darle una vuelta a la angustia para mirarla desde el otro lado del espejo nos saca de ese estado porque nos permite construir interpretaciones. "Decirlas" (escribirlas) es decirlas para alguien, aunque no haya nadie. (La desolación es muda).


Os dejo el link para quien le apetezca descargar el libro:




1 comentario:

Anónimo dijo...

En el monólogo, Murielle no está erodeando por París al contrario ella está en su edificio.
Tuviste un error

Quizá también le interese:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Etiquetas